Publicado por el dic 21, 2014 en El blog de Lujó | sin comentarios

En un invierno no especialmente frío, el mar luchó incesable contra la costa

14